jueves, 7 de julio de 2011

VIDALITA DEL MAESTRO MORENTE

Vidalita de Marchena


Tristes estilos de amor,
la vieja sonanta gime
y una pena negra oprime
la garganta del cantaor.

Porque el viento del dolor que aúlla en la lejanía,
le arrancó la alegría
a los bordones de plata de aquel clavel escarlata
que trajo desde Andalucía.

El bordoneo palpita, como arrancado de una pena,
y el pobre rancho se llena de una ternura infinita.
Vidalita, vidalita, un corazón se lamenta
mientras inmóviles atentan la figura de un caranchón,
que está contemplando el rancho
desde una blanca osamenta.

Vidalita, vidalita..

(Y lo cantó Arcángel en el Palacio de Carlos V, en recuerdo del Maestro, el 6 de julio de 2011, acompañado de la Academia del Piacere y la guitarra de Miguel Ángel Cortés, y a los que, por accidente, allí estuvimos se nos pusieron los pelos de punta)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada