viernes, 16 de diciembre de 2011

INJUSTOS VIERNES


Por la puerta del supermercado
pasó una mujer llorando
yo no sé qué despilfarro de emociones,
tan poco aire un viernes por la tarde.

Prohibiría viernes por la tarde infelices
que traen sábados llorosos,
domingos de resaca y confesión
y llevan a recuperar cierta alegría
en lunes injustos.

Por la puerta de la cafetería
pasa una mujer feliz ,así
resuelta, completa, risueña
con viernes por delante
y no grita de alegría por vergüenza.

Prohibiría viernes vergonzosos y recatados
que traen sábados de alegría contenida,
domingos de un grito encallado en la garganta.

Prohibiría los viernes: sin duda.
Hacen peores a los jueves brillantes,
a los miércoles sensatos,
a los martes apasionados,
a los lunes redimidos,
los domingos memorables,
los sábados cautelosos.

Injustos viernes que hacen reír y llorar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada